Entrevista: Agustín Velloso. “Pro Palestino hoy como projudío en 1939”


Agustín Velloso Santisteban

«Pro-palestino hoy, como Pro-judío en 1939»

 

Agustín Velloso es profesor de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED); donde investiga y enseña sobre cuestiones educativas en países en desarrollo. Y aunque le cueste reconocerlo cuando habla bajo su papel como profesor, también es miembro del Comité de Solidaridad con la Causa Árabe. Colabora también en numerosas revistas académicas y políticas en España y en el extranjero sobre temas de Oriente Medio.

Sus textos, siempre muy críticos, no suelen gustar al poder o los mandatarios occidentales. Sirva de ejemplo que la universidad en la que trabaja ha recibido varias quejas por parte de instancias del gobierno israelí, a propósito de sus trabajos.

Kike Gómez

Pregunta: ¿Bajo qué legitimidad se creó el estado de Israel en 1948?

Respuesta: Desde el punto de vista de la legalidad internacional me cuesta algo contestarte porque no es mi campo. No obstante, hay varios aspectos que son claros:

  1. Gran Bretaña no tenía autoridad para conceder una tierra que no era suya (sólo era la potencia mandataria, que por ley tenía que ayudar a sus habitantes a evolucionar hacia un Estado independiente) a unas personas que no vivían allí y menos aún sin consultar con ellas. Esto queda probado en la mala fe de la Declaración Balfour.
  2. La ONU no está para “crear” naciones, ya que las naciones se reconocen entre sí y eso basta. La división de Palestina era, por tanto, también injusta por ese lado. Para más INRI ¿Por qué un 55% para un Estado judío si el 40% de sus habitantes era palestino?
  3. Israel ocupó más de ese 55% y por las armas: un 78% ¿Por qué la ONU no le obligó a volver a sus fronteras? y hasta hoy, 62 años después, siguen sin delimitarse
  4. La otra condición que se le impuso (además del 55%) era aceptar a todos los refugiados que causó: Israel se niega.

P- «Una tierra sin pueblo para un pueblo sin tierra», este es uno de los dichos populares que los judíos han estado utilizando desde principios del siglo pasado. ¿Tenían razón?

R- No es un dicho popular, lo dijo la primera ministra Golda Meir al Sunday Times el 15 de junio de 1969. Si es así, entonces ¿Por qué hay 4 millones bajo ocupación militar y casi 5 de refugiados en Medio Oriente?

P- Entonces, ¿Cuáles son los argumentos que utiliza Israel para justificar la ocupación ilegal del territorio en el que ya estaba previamente asentado el pueblo palestino?

R- Que Dios les dio toda la tierra palestina para los judíos exclusivamente. No parece un argumento muy bueno para la ONU. De todos modos te corrijo: los palestinos estaban en toda Palestina, no sólo en los territorios ocupados en 1967. De hecho también había minorías judías pero ¿qué tiene eso que ver con crear un Estado racista sionista?

P- ¿Existe verdaderamente un sentimiento religioso que impulse a los sionistas a la reivindicación de ese territorio sagrado, o existen otras razones menos “románticas”? ¿Cómo influyen EEUU o la UE en estos motivos?

R- Lo religioso es un argumento que les favorece, la culpa es de la ONU que se lo acepta. Realmente Israel es un portaaviones de EEUU en Oriente Medio y lo usan para bombardear, atacar, presionar, etc. a los árabes, que si se unieran serían una potencia mundial. Los sionistas convencieron a occidente para ayudarles en el establecimiento de Israel con este argumento: seremos la avanzadilla de la civilización en una zona poblada por bárbaros y los tendremos bajo control

P- Simone de Beauvoir dijo que: «No hay ninguna forma humanitaria de gobernar a la gente contra su voluntad». Las opciones que quedan son emigrar o someterse… pero se puede apuntar una más, y es que el nuevo gobierno decida expulsarte. ¿Cuántos exiliados, desplazados y refugiados palestinos existen? Y para los que lograron permanecer en ese nuevo estado judío ¿Qué condiciones de vida poseen en su día a día?

R- Hay cerca de 5 millones, muchos en Jordania, quizás la mitad. En Gaza hay una buena proporción, las cifras en www.unrwa.org

En Israel hay un 20% de palestinos, son ciudadanos de segunda clase, estuvieron 15 años bajo la ley marcial y hoy tienen discriminación legal (la ciudadanía no da derechos de por sí, sino el servicio militar de 3 años y como ello no lo hacen no pueden pedir becas, ayudas a la vivienda, etc.) y moral de parte de los judíos en su mayoría.

P- En Israel el ser judío o no serlo, es fundamental para poder disfrutar de los derechos básicos que se ofrecen; tales como educación sanidad… lo mismo que ocurría en Sudáfrica con los blancos y los negros ¿Es esta una de las razones por las que se habla de apartheid del pueblo palestino?

R- Hay una discriminación dentro de Israel pero ni de lejos llega a las condiciones de Gaza y Cisjordania, el último bombardeo grande de 2008/09 lo dice todo de sus condiciones, así como la vida tras el muro y los 500 checkpoints en Cisjordania.

P- ¿Existe en palestina un «Nelson Mandela» propio?

R- Sí, bajo tierra: Rantisi, Ayyash, Yassin… y en la cárcel: M. Barghouti, Ahmed Saadat y otros 10.000 presos más.

P- Ante todas estas injusticias, en 2006, los palestinos de la zona ocupada deciden votar al grupo político «Hamas». A partir de esa victoria, en España nos vendieron que esta organización era un grupo terrorista. ¿Era cierto lo que nos contaban los medios?

R- Como ocurre casi siempre no, porque tienen sus intereses favorables a Israel. Hamas se presentó a las elecciones por vez 1ª presionada por EEUU y la UE. Cuando entonces éstos deciden que ni hablar, que la democracia es sólo cuando ganan sus candidatos, suficiente razón para que las víctimas en palestina, Iraq, Afganistán, etc., se declaren contrarios a la democracia occidental, lo cual aprovechan los medios para decir de ellos que son anti demócratas, el mejor de los mundos posibles para atacarles, liberar a sus mujeres, etc.

P- Por lo tanto se puede concluir que los medios de comunicación actuales no ayudan a comprender la situación de injusticia que se vive en la zona, más bien todo los contrario. Existe una gran confusión a la hora de utilizar términos relativos a Oriente Próximo, tales como sionismo, antisemita, musulmán, árabe… terrorismo. Si a ello se le suma la justificación de la política de seguridad israelí ¿Qué percepción puede tener un ciudadano medio de Europa, que lea los periódicos nacionales, acerca de la situación entre palestinos e israelíes?

R- Pésima porque lo has explicado como es: no se informa, se dirige la opinión pública donde conviene.

P- Según tus propias palabras «Hay que ser Pro-palestino hoy como Pro-judío en 1939». ¿Es por eso, a pesar de ser un tema delicado, que numerosas organizaciones y asociaciones solidarias están promoviendo un boicot cultural, deportivo, económico y de aislamiento social a Israel?

R- Bueno, es que ser Pro-palestino no significa ser contrario a la justicia y a la paz y a la verdad, (ni tampoco ir en contra de los judíos, salvo que sean sionistas porque entonces son contrarios a esos ideales), más bien es al contrario, por ser defensor de los DDHH estoy con los palestinos. Cuando vea que hay judíos perseguidos estaré con ellos de la misma manera, pero ¿Por qué habría de estar con los poderosos que usan su fuerza para matar seres humanos y robar su tierra, porque son el pueblo elegido, porque a sus padres y abuelos les mataron los alemanes? pues pidamos responsabilidades a los nazis, no a los palestinos, que estaban a 4000 Km. de Dachau.

Para saber más:

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=102948

Títulos que ha publicado:

Palestina; textos antisionistas. Madrid, Ensayos Bajo Cero, 2007.

El desarrollo mundial y los refugiados. Madrid. UNED, 1998.

Salvar las pensiones públicas


Salvar las pensiones públicas


Por Kike Gómez

Enfermedades, maternidades, desempleo, invalidez, vejez, muerte… todos nosotros, absolutamente todos, estamos inequívocamente predestinados (al menos por el momento), a padecer cada una de las situaciones anteriormente citadas.

En una sociedad como la nuestra mantener en vigencia las tres reglas básicas naturales, a saber: Nacer, reproducirse y morir –Es decir: Maternidad, trabajo y defunción-, acarrean una serie de gastos de los que afortunadamente en nuestro país, el Gobierno y la Seguridad Social, se hacen cargo. Pero ¿Hasta cuándo será así?

A partir del pacto de Toledo (1994) quedó establecido que nuestro modelo de pensiones –Bismarckiano, ya que fue el canciller alemán quién lo ideó-, tendría una doble financiación: Por una parte, la contribución procedente de los presupuestos del Estado (8,9%, actualmente) y por otra a partir del salario de los trabajadores, de sus cotizaciones sociales (88,1%, actualmente).

A nadie se le escapa que ahora, en periodo de crisis económica, los parados y con ello las prestaciones por desempleo y los gastos sociales, derivados de ello, por parte del Estado se han multiplicado. Con estas premisas es normal que nos preocupemos y nos hagamos la pregunta de «¿Hasta dónde podremos disfrutar de la seguridad económica que nos brinda el Estado –aunque no sea para tirar cohetes-»? sobre todo cuando, curiosamente, los principales causantes de la situación que vive la economía mundial y sus medios de comunicación nos bombardeen constantemente con la alarma de un agotamiento próximo de las arcas del Estado. En un informe de la FEDEA* de 2008, sobre trabajo e inmigración, afirma que: «El principal resultado de este estudio es que los inmigrantes nos han permitido ganar 7 años al momento en el que el sistema de Seguridad Social podría tener problemas de sostenibilidad¹».

Este informe basa su argumentación en que esos inmigrantes que han llegado a España a trabajar, han sido jóvenes que coinciden en la misma franja de edad de los jóvenes españoles en edad de trabajar; lo que constituye que los dos puntos de la población envejecerán paralelamente lo que supondrá que en el futuro ese gasto en las pensiones se sume a la envejecida población española.

Ese es el manido argumento, el factor demográfico, utilizado en prácticamente todos los diarios del país.

Algunos autores neoliberales como Taguas y Sáez pronostican alarmados que el gasto público de pensiones pasaría de ser el 7,7% del PIB en 2004 al 15% del PIB en 2060 (a pesar de que, por ejemplo, en Italia actualmente sea de un 14%).

Para hacer todos estos análisis, no se tienen en cuenta muchos otros factores importantes para calcular las rentas futuras; lo que demuestra que estos estudios están, al menos, equivocados.

Un dato importante a tener en cuenta es el de la productividad sobre el PIB: «Suponiendo que el crecimiento anual (En 2060) de la productividad es de un 1,5% -El banco mundial lo considera razonable- el valor del PIB español será de 2,23 veces mayor que en 2007. Esto quiere decir que si consideramos el valor de 2007 como 100, el del 2060 será de 223 […] hace cincuenta años España dedicaba a las pensiones sólo un 3%, hoy un 8%, y a pesar de ello, la sociedad tiene muchos más fondos ahora para gastar que hace cincuenta años²». Y todo esto sin tener en cuenta que en España el aumento de la productividad no ha venido acompañada de una subida equitativa de los salarios y la masa salarial, lo que indica que el fondo público podría ser aún mayor si existiese un control previo a favor de los empleados.

Como todos los trabajadores saben, una parte de su salario se descuenta previamente y nunca aparece en su cartilla de ingresos ya que directamente va a parar a ese fondo social del Estado. Ese dinero que se deduce, aporta unos intereses (Cotización) que se incluyen más tarde en el cobro de las prestaciones por desempleo o jubilación. Eso es lo que supone el gasto público y por ello los grandes empresarios pretenden que se reduzcan para así salvar la economía del Estado. «Cuando se propone reducir las cotizaciones sociales lo que se pretende en realidad es que bajen los salarios, puesto que el empresario no sube el salario directo del trabajador cuando baja esa cotización (salario indirecto)²».

Los alarmistas (Entre ellos Celestino Corbacho Ministro de Trabajo) hablan de la gran alternativa –Solidaria- que son los fondos de pensiones privados. Fondos de pensiones que no son tales, ya que son más parecidos a una hucha en la que cada trabajador puede ir depositando mes a mes la cantidad deseada, en el caso de que pueda hacerlo y con su sueldo, además de apartar una parte para ese fondo, puede pagar la hipoteca, el colegio, la universidad, la luz, etc. Esto es sólo un indicador de que este tipo de fondos, favorecerán únicamente a las rentas más altas. Los intereses serán más altos cuanto mayor sea el fondo y el periodo de acumulación. En este aspecto «Un trabajador joven que se adscribe a un plan de pensiones cuando tiene un sueldo pequeño o mediano, pero que logra reunir un capital importante que decide cobrar de golpe al jubilarse, podrá perder más dinero en impuestos del que se ahorró en su día³», esto podría suceder por el coste de las comisiones que estos planes de pensiones pagan a las entidades gestoras.

Con el dinero que cada persona guarda en el fondo privado de pensiones, la entidad puede funcionar como un banco y utilizar esos activos para generar más beneficios gracias a la especulación. Esta actividad comporta también un riesgo para los usuarios, ya que en caso de quiebra, nadie asegurará las perdidas económicas ni de la empresa ni de sus clientes.

Estas son sólo unas pinceladas que muestran que la solución de los grandes problemas para la viabilidad de las pensiones no pasa por la creación de los fondos privados de pensiones, ni por la reducción de la cotización a la Seguridad Social, tampoco por ampliar la edad de jubilación de los trabajadores como tampoco pasa por las subidas indiscriminadas de impuestos4. Para solucionar estos problemas «Es preciso avanzar en dos frentes complementarios: Uno, fortaleciendo la capacidad de generar actividad económica sostenible y verdaderamente orientada a satisfacer necesidades humanas que se traduzca en más empleo e ingresos más elevados y mejor distribuidos y Dos: logrando que el sistema de pensiones públicas pase a financiarse mediante la recaudación de los impuestos que proporcionará la primera vía y a reformas que incidan en la equidad fiscal y su lucha contra el fraude y la evasión fiscal²».

Otra medida, en la que debemos participar todos, es la de procurar que todos los logros sociales que se han logrado a través de la historia, no se mancillen impunemente ante nuestra pasividad.

*Fundación de Estudios de Economía Aplicada: En su patronato se pueden encontrar representantes de: Banco Sabadell, Caja Madrid, Banco Español de Crédito, Banco Santander, Corporación Financiera Alba, Banco Bilbao Vizcaya-Argentaria, Banco de España, Bolsa de Madrid y Banco de Andalucía.

Notas:

¹.- «Efectos Económicos de la Inmigración en España», Septiembre/Diciembre 2008.

².- VV.AA «¿Están en Peligro las pensiones públicas?» Attac. 2010.

Se puede descargar gratis en: http://www.vnavarro.org/?p=4014

³.- Luís Matías López. «Pensiones de Fondo» Público. 20 de marzo de 2010.

4.- «La subida del IVA sigue en marcha pese a las críticas». Diario 20 minutos. 17/03/2010.

La utopía tangible de Europa


La utopía tangible de Europa

Por Kike Gómez

Fue hacia 1970 cuando el premio Nobel de Economía 1981, James Tobin, propuso que se gravasen las transacciones en divisas con un 0,1%, lo que llevaría a que se crease un fondo que permitiese erradicar la pobreza –en un plazo relativamente corto- además de servir como medida disuasoria para la especulación financiera que podía conducir a una crisis como la actual. Se le dio el nombre de “Tasa Tobin” y los movimientos altermundistas la defendieron como una vía que haría justicia con las clases menos pudientes. Desde luego la economía liberal no colocó esa medida entre sus principales planes económicos por considerarla una medida utópica carente de realismo práctico.
Sin embargo a partir del otoño de 2008, cuando la crisis empezaba a afectar a las economías de los grandes países, enseguida pusieron sobre la mesa esa posibilidad de tasación para salvaguardase las espaladas en un futuro que podía tornarse muy negro. Es más, ya en esta nueva década del siglo XXI, es decir: casi cuarenta años después, los primeros ministros de Inglaterra (Gordon Brown), Francia (Nikolas Sarkozy) y ex primer ministro de Portugal (Durao Barroso), propusieron, al Fondo Monetario Internacional, en la última cumbre de Bruselas «controlar con un impuesto global, el desenfreno experimentado hasta ahora en la gestión de las operaciones financieras internacionales[…] con la aplicación de una tasa sobre las transacciones financieras que recuerda a la conocida “Tasa Tobin”¹». Estas palabras suenan muy similares a las que se consideraron en su época como sueños utópicos irrealizables.
Además ésta medida pretendería proporcionar ingresos en un fondo común para combatir el cambio climático, ayudar al desarrollo o crear un colchón ante eventuales crisis. Pero ya estaba EEUU para decir que ese proyecto era inviable.

Todos los malos augurios que la izquierda más crítica predecía -defendiendo entre otras cosas la “Tasa Tobin”- se están cumpliendo uno por uno: La crisis del euro está afectando a Grecia de una manera brutal con el desempleo -el Banco Central Europeo no se hace cargo de su deuda, ni siquiera los colegas vecinos como Alemania-, como lo puede hacer en varios países más de la Unión Europea ¿Por qué los gobiernos no quieren escuchar a esta parte de la sociedad e intelectuales que dan una alternativa viable a la política y economía liberal culpable de muchos de éstos males?

Ante la situación que vive Europa quizá sea hora de revisar una serie de propuestas que realizó Vicenç Navarro «cuando se planeaba establecer la UE y el euro por fuerzas políticas en la Europa de entonces así como sindicatos y movimientos sociales, que fueron ignoradas, escogiéndose en su lugar las políticas liberales que han dañado a las clases populares, que han sido las que han pagado los costes de construir esta UE²».

Quizá las propuestas de este catedrático de ciencias políticas y sociales de la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona y asesor de numerosos gobiernos, como el socialdemócrata sueco, no suenen ahora tan utópicas como lo pudieron hacer antes de conocer las consecuencias de este modelo económico:

«La manera como ha estado construyéndose la UE está generando grandes sacrificios para las clases populares, sacrificios que podrían haberse evitado, si el euro se hubiera constituido de otra manera, con un cambio muy profundo de las políticas que están rigiendo la construcción de la UE. Estos cambios debieran haber incluido:

1. El desarrollo de una estructura federal europea, auténticamente democrática y participativa, en la que hubiera una instancia de gestión económica y fiscal a nivel europeo. Hoy ni siquiera hay una coordinación de las políticas económicas y fiscales.

2. Un presupuesto europeo que, tal como sugirieron los primeros fundadores de la Comunidad Europea, debiera representar un mínimo de un 7% a un 9% del PIB de tal comunidad.

3. Un Banco Central Europeo dependiente de las autoridades políticas, cuyas políticas monetarias estarían dictadas por el gobierno europeo y aprobadas por el Parlamento.

4. Un Pacto Social a nivel europeo entre el mundo empresarial y el mundo sindical desarrollado dentro de convenios colectivos definidos en un marco legal europeo.

5. Un cambio de los criterios de Maastricht* y del Pacto de Estabilidad, el cual debería tomarse en serio el componente de Desarrollo, dándole mayor protagonismo al crecimiento económico y a la creación de empleo.

6. Cambiar el límite autorizado de que el déficit del estado sea menor a un 3% del PIB y la deuda menor a un 60%, permitiendo mayor flexibilidad y facilitando que existiera una diferenciación en el cálculo del déficit del estado entre gasto en inversiones y gastos corrientes.

7. Instruir al Banco Central Europeo que tenga como función el desarrollo de bonos europeos que sirvan para ayudar a los estados a resolver las crisis deficitarias en momentos de recesión.

8. No permitir que un estado pueda estar en condiciones de no poder pagar su deuda, presentado un frente común que proteja a cualquier país de la UE frente a la especulación de los mercados financieros.

9. Establecer un impuesto europeo que alimentaría un fondo común para gastos de nivelación del consumo, mediante políticas redistributivas dentro de la UE, que estimulen el crecimiento económico, la creación de empleo y la redistribución de los recursos a nivel continental y dentro de cada país².»

Cuando se llega al fin de un ciclo hay que replantearse nuevas ideas, pero también repasar todas las anteriores, revisarlas y volverlas a replantear bajo el marco de la nueva realidad existente ya que como dijo Alphonse de Lamartine: Las utopías no son a menudo otra cosa que una verdad prematura.

*Tratado de Maastricht de 1992 en el que se tomó la decisión de crear una moneda única.

Notas:

¹.- Público «La UE plantea una tasa sobre las transacciones de la banca». 12 diciembre de 2009.
².- Rebelión.org. «¿Quién paga los costes del euro?». 24 febrero 2010.

José carlos Bermejo. “La fabrica de la ignorancia”


José Carlos Bermejo

Autor de «La fábrica de la ignorancia.

La universidad del “como si”»

 

Kike Gómez

 

José Carlos Bermejo es catedrático de Historia Antigua en la Universidad de Santiago de Compostela. Es autor de numerosos trabajos aparecidos en revistas nacionales e internacionales relacionadas con los campos de la Historia Antigua y la Filosofía de la Historia. Pero no menos importante es la labor que realiza al intentar abrir los ojos de los alumnos, profesores y todo el que quiera escucharle, sobre hacia dónde está derivando la Universidad actual. Con sus libros «La fragilidad de los sabios y el fin del pensamiento» o «La fábrica de la ignorancia», es una de las pocas voces que se alzan en nuestro país para denunciar la degradación de la Universidad del conocimiento en pos de una universidad burocrática en busca de únicamente: la productividad financiera.

-Pregunta: El año pasado se pararon las clases durante meses en universidades de países como Francia o Alemania para protestar por el ya presente «Plan Bolonia». Los alumnos se encerraron en sus respectivas facultades para lograr que se les escuchase. ¿Por qué no sucede eso en España? ¿Qué necesitan los alumnos que ocurra, para que se movilicen todos en una misma dirección crítica?

-Respuesta: No lo sé. Es una cuestión muy compleja. En primer lugar necesitarían  información, pero además esas movilizaciones serían imposibles si no hubiese cambios profundos en la estructura de los partidos políticos y los sindicatos. La situación de los alumnos desmovilizados es la misma que la de la sociedad española en general.

P- ¿Cómo explicarías que la universidad española tenga, de media, un profesor para cada 12 alumnos y sin embargo existan aulas con más de cien estudiantes cada una?

R-.En realidad es 1-/11 la ratio. Los desequilibrios se explican porque la creación de Centros y dotación de plantillas se han llevado a cabo siguiendo criterios e intereses locales, y sobre todo en función de los intereses de los grupos de profesores que actúan de una manera corporativa. Los profesores desean ampliar sus grupos, según sus campos, y no les importa a costa de qué.

Los grupos de profesores débiles son los que se quedan con las grandes masas de alumnos.

P- Según tus propias palabras: «…los evaluadores mantienen ocupados y disciplinados a los profesores…» ¿Son los evaluadores al profesorado lo que algunos de éstos últimos a los alumnos (Añadiendo a tu frase: Sin aprender nada)?

R- Los evaluadores son un nuevo grupo dirigente que con sus prácticas, y el asentimiento de los demás profesores pretenden hacerse con el control de las universidades al margen de las leyes, o utilizándolas de un modo torticero.

P- ¿Cuántos Noam Chomsky o José Carlos Bermejo crees que hay en la universidad española y no pueden salir o no se atreven a salir a protestar contra sus jefes en las propias facultades o contra el poder, por miedo a perder su puesto?

R- José Carlos Bermejo espero que no haya muchos, porque tantas copias de un original serían muy aburridas. Personas conscientes de lo que pasa hay muchas, pero también hay una gran mayoría de cobardes callados y resignados que van como ovejas al matadero. Su sumisión se debe a que aceptan el juego de divide y vencerás y están dispuestos a mendigar migajas de recursos de distinto tipo.

P- ¿Toda esta degradación de la Universidad, o de la enseñanza pública en general, tuvo su inicio en el mayo del 68 como dicen algunos intelectuales? ¿O en realidad siempre fue un instrumento para perpetuar el poder en los grupos dominantes?

R- De ninguna manera. La degradación actual es básicamente moral y política y es inseparable de la situación política española actual. Lo que es patético es ver la evolución intelectual de los supuestos protagonistas del 68 , antaño intelectuales radicales,¡¡como Jiménez Losantos¡¡, y ahora siervos y papanatas de la libre empresa e incluso de lo más reaccionario del pensamiento español.

P- Millones de parados en España y el estado se dedica a dar miles de millones de euros en ayudas a los bancos que han estado estafando y especulando con los ahorros de los que ahora no tienen trabajo. La sociedad paradójicamente permanece atrincherada en sus casas. ¿La situación que vive la universidad española es un reflejo de la sociedad en la que está asentada?

R- Evidentemente. Lo que ocurre es  que a las universidades aun no les ha afectado la crisis. Sus gobernantes viven fuera de la realidad, aun siguen pidiendo más fondos públicos, son incapaces de la más mínima autocrítica y se creen los salvadores del mundo. Si no causasen indignación, darían pena.

P- Dice que los jóvenes no están equivocados al no creer en nada. Pero también dices que para querer cambiar algo, hay que saber qué se quiere cambiar. Danos una pista.

R- Para cambiar algo primero hay que conocerlo y analizarlo. Sin un esfuerzo intelectual y sin una mínima capacidad de organización es imposible intentar cambiar nada.

El problema es que además de todo  vivimos en una sociedad en la que el exceso de información ahoga la información, y en la que, como dijo una intelectual judía alemana del siglo XVIII, Rahel Varnhagen: “la verdad es muy difícil de encontrar,  y a demás hay que ocultarla.”¿A que parece que Rahel vive en la España actual?

P- Según cuentas en tu libro, se está creando la figura del Profesor intercambiable cuya formación será homogénea y muy delimitada; es decir: Todos sabrán lo mismo. Para evitar eso, ¿Es necesario en España, establecer una jerarquización basada en el conocimiento por encima del de la autoridad, en todos los ámbitos públicos, ya sea la universidad o la política?

R Claro porque esa jerarquización no la hubo nunca, ni en el franquismo ni ahora. Ese es el problema. Por eso los nuevos evaluadores son personas intelectualmente mediocres, que se afirman con el control burocrático de la universidad porque saben que no poseen altura intelectual.

P- Cita a Unamuno en su libro «El que no sabe algo lo enseña y el que sabe lo escribe». ¿Sigue siendo así?

R- Por desgracia cada vez será más cierto.

P- La ley de la ciencia «aspira a superar el tradicional aislamiento de la ciencia española, y facilitar, al mismo tiempo, la incorporación de los sectores privados a la tarea de planificar y ejecutar actividades de investigación científica y técnica». ¿Qué cree que quiere decir con esto? ¿Qué opina de esta ley?

R- Es una tomadura de pelo. No se trata de hacer empresas de base tecnológica. Para lograrlo es necesario tener mercados, sino de facilitar al capital financiero su control de las universidades, a través de los mecanismos del endeudamiento.

¿Por qué los bancos no crean sus universidades privadas de élite? Como las que hay en los EEUU. ¿Por qué no se incentiva que las empresas reales creen sus infraestructuras de investigación? Porque se entiende que la economía importante es la financiera, no la productiva.

Títulos que ha publicado:

La fábrica de la ignorancia. La universidad del “como si”. Madrid. Akal. 2009.

La fragilidad de los sabios y el fin del pensamiento. Madrid. Akal 2009.

Sabidurías febrero 2010


Libro de sabidurías. FEBRERO 2010

 

– OLGA RODRÍGUEZ, PERIODISTA:

No hay tantas verdades como personas. Esa idea posmoderna es absurda. Una mesa es una mesa, no una nave espacial, aunque haya miles de personas que digan que es una nave espacial. No hay relatividad que valga, no se pueden poner las cosas patas arriba y decir que eso depende de cómo se mire.

Entrevista completa publicada en el periódico Diagonal el Martes 9 de febrero de 2010. Número 119

ROGER SCHANK, EXPERTO EN INTELIGENCIA ARTIFICIAL:

Por supuesto que no necesitamos las escuelas y deberían ser eliminadas. Las escuelas están controladas por los gobiernos, que no se preocupan de que salga de ellas gente inteligente. Todo lo contrario: quieren gente simple que no se haga muchas preguntas ni complique las cosas.

Entrevista completa en el País 25 de febrero de 2010.


– JOHN ZERZAN, FILÓSOFO:

Hoy un amigo es alguien a quien probablemente nunca hayas visto en persona, vamos a todos lados con el móvil en la oreja. Parece que nadie quiere estar presente en este mundo arrasado, siempre estamos en otra parte. Pero no existe otra parte.

Entrevista completa publicada en el periódico Diagonal el miércoles 10 de febrero de 2010. Número 119